viernes, 10 de octubre de 2008

Buf, como se están poniendo las cosas...



Mi casa es amarilla, espero le resulte lo suficientemente hortera al hipotecante como para que no la quiera...

3 comentarios:

La sonrisa de Hiperión dijo...

El otro día fui al cajero automático a sacar dinero, y que crees que paso? que saltó la alarma, y en vez de dinero, directamente salieron unas esposas... Mira si me subió la hipoteca!
jajajaja
Saludos

Ayshane dijo...

jajajajaja yo también espero que al banco no le gusten mis paredes... le he puesto tanto empeño a que sean tan decoradamente feas...

besitos grandotes...

RequetePa dijo...

Lo del cajero es preocupante...voy a llamar inmediatamente al defensor del hipotecado!!!
El caso es que desde hace unos días ronda mi casa un siiiñor trajeado sacando fotos...mmmm non sei non sei. ;)