jueves, 16 de abril de 2009

Sacacorchos



Así de grande, y así de inconsistente.

Normalmente se guardan en un cajón, hasta que hace falta abrir alguna botella (de buen vino si puede ser), pero mientras, simplemente están, ESTÁN AHÍ.

No les prestamos atención porque no son vitales, no los necesitamos a diario, pero cuando faltan nos preguntamos: 'Donde estará metido?' 'Quien lo habrá cambiado de sitio?'

Algo similar pasa con la gente...están...

1 comentario:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Algunas veces, el sacacorchos, cuesta encontrarlo, también como la gente.... Y sobre todo, cuando necesitas uno de verdad, porque tiene la botella en la mano, uf, que dificil encontrar uno decente que no te rompa el corcho....

Saludosy buen fin de semana.